Blog

Cuaderno de Viajes

Con estas palabras abro la página inaugural de mi Cuaderno de Viajes. Un nombre y un espacio que dejarán constancia de las andanzas por paisajes argentinos. La intención es simple, como se adivinará: compartir algunas descripciones de lo visto, leído y escuchado; de lo imaginado también. En modo alguno pretende ser un anecdotario de chismes o banalidades, y espero no fallar.

El viaje, para los propósitos del Cuaderno, empieza en Guadalajara, en su aeropuerto. Aquí se escribió la primera página, o las líneas iniciales, complementadas en el aeropuerto de la Ciudad de México mientras esperaba el vuelo hacia Buenos Aires.

Los aeropuertos no son sitios inspiradores para escribir, no para mí, aunque en ellos suceden comportamientos extraordinariamente interesantes para mirarlos y comprender un poco la naturaleza humana en algunas de sus facetas, ligadas a la soledad en una muchedumbre de movimiento incesante, a los hábitos tecnológicos, a la estética, en fin.

Estas páginas habrán de escribirse inicialmente donde sea posible. Las menos de las veces en una pantalla, creo, y las más, en alguno de los pequeños cuadernos de papel que preparé como compañía.

¡Bienvenidas, bienvenidos a este Cuaderno!